El Muelle de Drassanes en plena actividad, cuando era el puerto de mercancías. Detrás vemos el monumento a Colón y a la izquierda el edificio de la Aduana, una obra ecléctica de Enric Sagnier. La parte que da al mar tiene forma de nave industrial, mientras que la fachada orientada al paseo tiene un aspecto más monumental con detalles clásicos, como las esculturas aladas de Eusebi Arnau que se pueden ver sobre el edificio.
image95